buzo.es.

buzo.es.

¿Qué tipo de carcasa necesitas para proteger tu cámara bajo el agua?

¿Qué tipo de carcasa necesitas para proteger tu cámara bajo el agua?

Introducción

Una de las actividades más emocionantes para los amantes del agua es la fotografía bajo el agua. Ya sea para capturar los distintos ecosistemas marinos o para documentar los momentos únicos de buceo, la fotografía acuática es una forma asombrosa de explorar el mundo debajo de la superficie. Sin embargo, para poder tomar fotografías bajo el agua, necesitas una carcasa resistente que proteja tu cámara y te permita trabajar con ella en condiciones marinas. En este artículo hablaremos sobre los distintos tipos de carcasas que existen en el mercado y cuál debes elegir para tus necesidades específicas.

Carcasas Sumergibles

La mayoría de las cámaras modernas incluyen alguna forma de protección contra agua, por ejemplo en la forma de juntas alrededor de la carcasa o pequeñas cubiertas protectoras. Sin embargo, este nivel de protección no es suficiente para sumergir tu cámara en aguas profundas. Para ese propósito necesitas una carcasa sumergible, que te permita operar la cámara desde el exterior mientras protege la electrónica en su interior. Las carcasas sumergibles están hechas de materiales como policarbonato o acero inoxidable, y muchas veces están diseñadas a prueba de fugas, lo que te permite sumergirte hasta profundidades de más de 50 metros. Estas carcasas están diseñadas específicamente para cada modelo de cámara, y algunas incluso incluyen botones y perillas adicionales para facilitar el uso bajo el agua. Los precios pueden variar desde los cientos a los miles de dólares, dependiendo de la marca y modelo.

Carcasas Impermeables

Si quieres tomar fotos en la superficie del agua, o durante actividades que involucran salpicaduras de agua como kayaking o rafting, una carcasa impermeable puede ser lo que necesitas. Estas carcasas están diseñadas para proteger tu cámara de la lluvia, las salpicaduras de agua y la humedad. A diferencia de las carcasas sumergibles, las cámaras en carcasa impermeable están selladas herméticamente, lo que las hace resistir incluso las peores tormentas. Las carcasas impermeables son menos costosas que las sumergibles y son ideales para actividades acuáticas como la pesca, el surf o el remo. Además, en el mercado actual, es común encontrar cámaras deportivas que vienen con una carcasa resistente al agua integrada, lo que hace que fotografiar en ambientes húmedos y acuáticos sea aún más accesible.

Carcasas Contra Golpes

Tomar fotos debajo del agua o en la superficie no es la única manera de dañar tu cámara fotográfica. Si eres aventurero y te gusta hacer senderismo, escalar, o cualquier otra actividad al aire libre, existe la posibilidad de que tu cámara sufra golpes durante la aventura. Cuando esto sucede, la electrónica dentro de la cámara puede dañarse y necesitar reemplazo costoso. Si eres propenso a actividades al aire libre que requieren un poco más de cuidado, una carcasa contra golpes puede ser la solución. Estas carcasas están diseñadas con materiales resistentes a impactos, como gomas de silicona y plásticos duros, y son capaces de soportar golpes y caídas de hasta dos metros.

Conclusiones

Pasar tiempo en el agua es emocionante, y la fotografía acuática es una manera asombrosa de explorar y documentar el mundo debajo de la superficie. Sin embargo, la electrónica en tu cámara puede ser dañada por la humedad, la sal y el agua, así como por impactos. Para proteger tu cámara, es vital que uses una carcasa apropiada que brinde la protección que necesitas. Determinar qué tipo de carcasa necesitas depende de tus necesidades específicas. Si planeas tomar fotos en la superficie del agua o salpicadas por agua, una carcasa impermeable será suficiente. Si deseas explorar más profundo bajo el agua, entonces una carcasa sumergible es esencial. Mientras tanto, si realizas actividades al aire libre que también pueden ser peligrosas para tu cámara, una carcasa contra golpes armada con gomas de silicona y plásticos duros puede ser capaz de soportar una caída accidental. En conclusión, asegurarte que tu cámara esté protegida adecuadamente es una inversión esencial en asegurar tus recuerdos y aventuras.